Esteban Jaramillo


Esteban Jaramillo
Información
Nombre Esteban Jaramillo
Fecha de nacimiento 1874
Nacionalidad Colombiana
Ocupación Abogado, Economista, Escritor
País de nacimiento Estados Unidos de Colombia actual República de Colombia
Ciudad de nacimiento Abejorral, Antioquia
País de fallecimiento República de Colombia
Ciudad de fallecimiento Bogotá
Fecha de fallecimiento 1947
Profesionales Doctor en Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad de Antioquia
Realizó estudios de Ciencias Económicas y Financieras en la

Universidad de la Sorbona
Especializado en Economía y Finanzas
Images


Esteban Jaramillo fue un economista antioqueño, ministro de Estado en varias oportunidades y reconocido ensayista. Se le consideró una autoridad en América Latina en asuntos de hacienda pública. Además, se destaca el acertado manejo que le dio a la economía nacional durante la crisis mundial de 1929 y la guerra con el Perú en 1932. Sus decisiones económicas ayudaron a materializar la nueva época modernizante del Estado, inaugurada por el presidente Pedro Nel Ospina.

Biografía

Abogado, economista y escritor antioqueño (Abejorral, 1874 - Bogotá, 1947). Ensayista en diversos tópicos y ministro de Estado en varias oportunidades, las actuaciones de Esteban Jaramillo durante su larga carrera política fueron muy polémicas, pero sus aportes en materia monetaria y fiscal se convirtieron en factores decisivos para modernizar la economía del país y la administración del Estado. Doctor en Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad de Antioquia, graduado en 1895, viajó a París y en 1904 inició estudios de Ciencias Económicas y Financieras en la Universidad de la Sorbona. En 1917 fue a Estados Unidos a especializarse en Economía y Finanzas.


Hizo una rápida y vertiginosa carrera, que inició desempeñando sencillos cargos en su pueblo, hasta llegar a la administración departamental y finalmente a la nacional. Fue juez de Abejorral y Fredonia; magistrado de la Corte Suprema y gobernador de Antioquia; diplomático en Francia; gerente del Banco Central; ministro de Gobierno del presidente José Manuel Marroquín, en 1903; de Agricultura y Comercio del presidente Marco Fidel Suárez, entre 1918 y 1919; de Obras Públicas del presidente Carlos Holguín, entre 1919 y 1921; de Hacienda en los mandatos de Miguel Abadía Méndez y Enrique Olaya Herrera, entre 1927 - 1929 y 1931 - 1934, respectivamente; representante al Congreso en varias ocasiones a nombre del partido conservador; y presidente de la Federación Colombiana de Cafeteros.

Misión Kemerer

El general Pedro Nel Ospina lo encargó de coordinar el trabajo de la misión norteamericana dirigida por Edwin Walter Kemmerer, contratada para orientar la modernización de las finanzas públicas y privadas del país. La misión Kemmerer estructuró un plan que incluyó la creación de la Contraloría General, de la Superintendencia Bancaria y del Banco de la República, según el modelo de los bancos de reservas federales de los Estados Unidos. Según Esteban Jaramillo, la reforma tuvo efectos saludables evidentes en el país, como la expansión del crédito bancario, la seguridad para los accionistas de los bancos y para los ahorradores, y el control del Estado para garantizar el manejo adecuado de las instituciones financieras y de cambio.


Para consolidar el nuevo orden financiero, Jaramillo impulsó la creación de la Caja de Crédito Agrario, Industrial y Minero, y el Banco Central Hipotecario, como decidido partidario de la política intervencionista del Estado en materia bancaria. También fue partícipe activo de la redacción del proyecto para la creación del Banco Interamericano de Desarrollo. Introdujo, en 1918, el concepto del impuesto sobre la renta global, establecido luego por una ley de la República que ordenó gravar la renta proveniente del capital con un 3%, la proveniente del capital combinado con la industria en un 2%, y la renta del trabajo con el 1% anual. Jaramillo es reconocido en la historia colombiana por el acertado manejo de la economía durante la crisis mundial de 1929 y la guerra con el Perú en 1932, pues se dice que la economía nacional salió fortalecida del conflicto.


Sus proyectos de ley siempre fueron una respuesta oportuna para dar solución a profundos problemas estructurales del país. La amplitud de sus estudios y el conocimiento en la materia lo convirtieron en una autoridad en América Latina en asuntos sobre hacienda pública. Jaramillo figura como el primer maestro colombiano de esa cátedra en el Colegio de Nuestra Señora del Rosario y en la Facultad Nacional. Las opiniones adversas sobre él se pueden vislumbrar en las anotaciones que hizo un ministro británico en Colombia: “De oscuro origen, ha amasado una fortuna, aunque vive miserablemente. Negoció todos los empréstitos de 1927 y 1928 y seguramente sacó tajada de ello. Es el espíritu dirigente de un fuerte grupo antioqueño llamado El Leviatán, el blanco de cuyos intereses es el peculio público.


Es amigo de los métodos subterráneos en política y en administración. Inescrupuloso, subrepticio, falso y pernicioso, pero cauteloso; un chacal. Gravita alrededor de los intereses norteamericanos, probablemente por instinto [...] Tiene mucha experiencia y más astucia que los demás miembros del gabinete [de Abadía]. Se nota que a los ingleses no les simpatizaba Jaramillo; sin embargo, para algunos de sus contemporáneos y para el historiador Luis Eduardo Nieto Arteta, es el político y tecnócrata que simboliza la nueva época modernizante del Estado, inaugurada por el presidente Pedro Nel Ospina, por su amplia, universal cultura. Serenidad y mesura. Sobriedad y objetividad. Fina e inmediata comprensión de la economía. Según el ex presidente Carlos Lleras Restrepo, dos terceras partes de su vida se hallan marcadas con las huellas de los furiosos ataques que hubo de soportar y resistir [...] El trato con el doctor Esteban y ese estudio constante de sus escritos me han permitido apreciar la enorme [importancia] que [le] corresponde en la actual estructura económica y fiscal del país”.

Escritos

En sus escritos, Jaramillo se presentaba como un ensayista prolífico y de notable erudición. Trató acerca de innumerables tópicos con elegante estilo y reconocido dominio de la gramática española. Esto le valió para convertirse en miembro de las Academias Colombianas de la Lengua, de la Historia y de Jurisprudencia. Sus obras más conocidas son La reforma tributaria en Colombia (1918), Memorias de Hacienda y Tratado de Hacienda Pública (1925), un clásico en la materia, publicado en numerosas oportunidades y texto universitario único y obligado durante muchos años en Colombia.


Luis Fernando Molina

  • Esta biografía fue tomada de la Gran Enciclopedia de Colombia del Círculo de Lectores, tomo de biografías.

Cronología

  • 1874 Nace en Abejorral, Antioquia.
  • 1895 Se gradúa como doctor en Derecho y Ciencias Políticas de la Universidad de Antioquia.
  • 1903 Ocupa el cargo de ministro de Gobierno.
  • 1904 Inicia estudios de Ciencias Económicas y Financieras en la Universidad de la Sorbona en París.
  • 1917 Se especializa en Estados Unidos en Economía y Finanzas.
  • 1918 y 1919 Ejerce como ministro de Agricultura y Comercio.
  • 1919 - 1921 Ministro de Obras Públicas.
  • 1927 - 1929 Ministro de Hacienda.
  • 1931 - 1934 Ministro de Hacienda por segunda vez.
  • 1947 Muere en Bogotá. "

Obras destacadas

Ensayos

  • La reforma tributaria en Colombia (1918).
  • Memorias de Hacienda y Tratado de Hacienda Pública (1925).

Bibliografía

  • Jaramillo, E. (1978). Estudios y antología, 2 tomos. Bogotá: Cámara de Representantes.
¡Más para explorar en Banrepcultural!