Manuel Hernández Gómez

Revision as of 14:26, 20 September 2017 by Koospinap (talk | contribs)$7

(diff) ← Older revision | Approved revision (diff) | Latest revision (diff) | Newer revision → (diff)
Manuel Hernández Gómez
Información
Nombre Manuel Hernández Gómez
Fecha de nacimiento 1942
Nacionalidad Colombiana
Ocupación Pintor
Bachillerato Liceo Francés
País de nacimiento República de Colombia
Ciudad de nacimiento Bogotá
País de fallecimiento República de Colombia
Ciudad de fallecimiento Bogotá
Fecha de fallecimiento 2014
Profesionales "Academia de Bellas Artes de Roma. Realizó una especialización en el Art Students League de Nueva York
Images


Pintor, que pasó por estilos como el arte figurativo, abstracto. Su estilo se establece en el medio del geometrismo y del expresionismo: en equilibrio entre el intelecto y la emoción. Hernández pertenece al mundo de la abstracción pura; instalado deliberadamente en un campo formal ajeno a cualquier referencia naturalista.

Biografía

El pintor Manuel Hernández Gómez nació en Bogotá, en 1928, y falleció en la misma ciudad en 2014, a la edad de 86 años. Hernández Gómez estudió en la Escuela de Bellas Artes de la Universidad Nacional, en Bogotá, y en la Academia de Bellas Artes de Santiago de Chile. En ese país formó parte de los grupos artísticos Nueva Generación y Taller 9. Fue profesor en la Escuela de Bellas Artes de Bogotá y director de la Escuela de Bellas Artes de Ibagué. Hernández surge como pintor abstracto en los primeros años sesenta. Previamente había sido figurativo en la iniciación de su carrera, a partir de 1950. Su vinculación al arte abstracto no representa ni un acto de inmadurez, el artista había obtenido en 1961 el primer premio en Pintura en el XIII Salón Nacional con el óleo Flores en blanco y rojo, una composición de flores empastadas rodeando una figura femenina frontal y esquemática, ni un gesto de moda.

Inicios

Antes de iniciar su producción característica, Hernández vivió y trabajó en Italia y Estados Unidos, estudió en la Academia de Bellas Artes de Roma y se especializó en el Art Students League de Nueva York. Frente al vasto y muy diverso panorama no figurativo, su inclinación es precisa: ni geometrismo, ni expresionismo. Su estilo se establecerá en el justo medio: aquel en el que el intelecto no domina totalmente a la emoción y en el que las formas y las composiciones resultan libres, aunque nunca incontroladas. En 1967 Hernández obtiene una mención en el XIX Salón de Artistas Colombianos, con el acrílico Formas superpuestas; en 1968 obtiene otra mención de honor en la Bienal Iberoamericana de Pintura, realizada en Medellín; y en 1969 es declarado fuera de concurso en el XX Salón Nacional, con los acrílicos Pintura I - Insignia y Pintura II - Elementos para un símbolo.


Si hay dos antecedentes directos para el tipo de abstracción que ha desarrollado Hernández, éstos son: la pintura de signos y la pintura de campos cromáticos. La obra de Hernández pertenece al mundo de la abstracción pura; es decir, se instala deliberadamente en un campo formal ajeno a cualquier referencia naturalista. El fondo de sus cuadros es neutro y sólo alude a un espacio más o menos en profundidad. Los signos que aparecen en él carecen de referencias y sólo por prejuicio naturalista alguien puede asociarlos a formas conocidas; los colores son producto de innumerables mezclas y evitan los tonos más frecuentes en el mundo material. AI confrontar las primeras pinturas abstractas de Hernández con las que realiza ahora, las diferencias saltan a la vista.

Características de su obra

Al principio, los cuadros eran básicamente centrados y sobre un cuadrado o un rectángulo se concentraban los signos que casi siempre reforzaban la composición regular, con una zona evidentemente céntrica. Las pinceladas eran muy visibles y las formas resultaban pastosas y texturadas. La gama cromática no era demasiado amplia e insistía en los azules y en los rosas. Los trabajos parecían espontáneos, rápidos y nerviosos. A partir de los sesenta desapareció la base geométrica central y los signos comenzaron a ubicarse sobre la superficie del lienzo que, en ocasiones, resulta subdividida en dos o más zonas. Predominan, sin embargo, las composiciones en las que los signos, dispuestos de muchas maneras, parecen flotar sobre un fondo que, poco a poco, comenzó a verse como un receptáculo profundo.


Lentamente, Hernández se volvió un mago del color. A base de muchas capas sobrepuestas y de colores contrastantes, el pintor ha logrado que sus cuadros resulten vibrantes y luminosos. Por otra parte, el espectro cromático se ha ampliado y refinado. En ocasiones los fondos son muy oscuros y sobre ellos rutilan los ocres o los violetas. Los signos tienen sus bordes suaves y su calidad nubosa. Actualmente son, además, mucho más esquemáticos y a veces se traslapan o se multiplican en serie. Simultáneamente con su producción pictórica al acrílico, Hernández ha adelantado una abundante obra de dibujos en diversos medios. En buena parte son trabajos terminados y realizados exclusivamente como dibujos. Esta producción sobre papel está estrechamente vinculada a su labor de pintor. En verdad, muchos de sus dibujos son una mezcla de pintura y dibujo. Algunas obras son muy pictóricas y otras, definitivamente gráficas.


Pero la pintura y el dibujo han llegado a formar parte de un mismo trabajo y en sus últimos años Hernández completaba con carboncillo sus pinturas o hacía dibujos sobre telas grandes. Durante la primera década del siglo XXI, aunque tiene dibujos en grafito, en tinta con plumilla o en carboncillo, la mayoría de sus trabajos gráficos son en técnica mixta. El artista prefiere toda clase de mezclas, incluyendo el acrílico y el óleo, para lograr los más variados resultados. Ganador del concurso público organizado por el Ministerio de Obras Públicas, Hernández realizó en 1981 el mural Signos y leyes para el nuevo edificio del Congreso, muy cerca del Capitolio Nacional en Bogotá [Ver tomo 6, Arte, pp. 129 y 130].Germán Rubiano Caballero" "Fue figurativo en la iniciación de su carrera, a partir de 1950. Si hay dos antecedentes directos para el tipo de abstracción que ha desarrollado Hernández, éstos son: la pintura de signos y la pintura de campos cromáticos.


  • Esta biografía fue tomada de la Gran Enciclopedia de Colombia del Círculo de Lectores, tomo de biografías.

Cronología

  • 1928: nace en Bogotá.
  • 1950: etapa figurativa al inicio de su carrera.
  • 1961: obtiene el primer premio en Pintura en el XIII Salón Nacional.
  • 1967: mención en el XIX Salón de Artistas Colombianos.
  • 1968: mención de honor en la Bienal Iberoamericana de Pintura.
  • 1969: declarado fuera de concurso en el XX Salón Nacional.
  • 1981: realiza el mural Signos y leyes, tras haber ganado el concurso público organizado por el Ministerio de Obras Públicas.
  • 2014: muere en Bogotá.

Bibliografía

  • Escallón, A,M., y Calderón C. (1988). Manuel Hernández, signo y abstracción. Bogotá: Davivienda.
  • Serrano, E. (1974). Manuel Hernández, 64-74 abstracción. Museo de Arte Moderno, Bogotá.
  • Calzadilla, J., y Rubiano G. (1977). Manuel Hernández, pinturas. Museo de Bellas Artes, Caracas.
  • Serrano, E. (1979). Manuel Hernández. Galería Garcés Velásquez, Bogotá.
  • Rubiano, G. (1986). Manuel Hernández, retrospectiva de dibujos 1961-1986. Museo de Arte Universidad Nacional, Bogotá.
  • Quiroz, F. (1992). Manuel Hernández. FES Extensión Cultural, Cali.
  • Palomero, F. (1979). (1993). Manuel Hernández, formas en devenir. Fundación Museo de Bellas Artes, Caracas.

Enlaces relacionados en Banrep cultural

[1] Sobre Manuel Hernández. Exposición itinerante: ""La abstracción de Manuel Hernández y las cartas esféricas de Fidalgo en Cali

[2] Manuel Hernández en "El dibujo en Colombia" una mirada a la colección del museo de arte de la Universidad Nacional de Colombia. Santa Fe de Bogotá- Universidad Nacional de Colombia, Museo de Arte, 2001.

[3] Manuel Hernández, catálogo de exposición.