Batalla de Pienta

From Enciclopedia | Banrepcultural
⧼banrepcultural-jumptonavigation⧽ ⧼banrepcultural-jumptosearch⧽

La batalla de Pienta

El 4 de agosto de 1819 tuvo lugar en Charalá, Santander, la Batalla del Pienta. La población civil y las guerrillas del sector –entre ellas la guerrilla de Coromoro, organizada por Antonia Santos Plata–, jugaron un papel fundamental en este enfrentamiento. Según se manifiesta en algunos documentos, no participaron en estos sucesos los soldados más experimentados, entre los que se cuenta a Fernando Santos Plata, hermano de Antonia, pues ellos habían acudido al llamado de apoyo de los patriotas en Santafé, para participar en los hechos que nominalmente otorgaron la independencia el 7 de agosto de 1819. La batalla de Pienta se realizó en las inmediaciones del río de igual nombre, que pasa por el municipio de Charalá y sobre el cual se erigía un puente en el que presuntamente se enfrentaron los dos bandos de esta lucha por la independencia: el de los realistas, comandado por Lucas González, y el de los patriotas, al mando de Antonio Morales.

Después del combate, que varios investigadores coinciden en llamar masacre, hubo incontables muertos de los que hace mención el libro de defunciones de la parroquia de Charalá[1], y que crecen en número e importancia en los relatos de historiadores y personas del común que se han interesado por documentar esta batalla. Se cuenta que pobladores de otros municipios cercanos como Coromoro, Ocamonte, Cincelada, Riachuelo y Encino participaron también en este enfrentamiento. A pesar de esta devastadora pérdida, la ganancia para los patriotas fue el retraso que se le ocasionó a Lucas González quien debía acudir con sus hombres a apoyar a José Maria Barreiro en Boyacá. El factor tiempo se convirtió en enemigo de González, pues no alcanzó a brindar el apoyo requerido y, en cambio, tuvo que escapar cuando ya las tropas patriotas habían vencido en la batalla del puente de Boyacá y quedaba declarada la independencia de estos territorios de la Nueva Granada.

La batalla del Pienta es uno de los tantos ejemplos de escisión entre la historia oficial, contada desde el Centro y por quienes se establecieron en el poder, por un lado, y los relatos fundacionales del pueblo que se resienten por el olvido y la falta de reconocimiento de la época en cuestión y la historia posterior. Cabe señalar que mediante Ordenanza N° 028 de 2016 de la Asamblea Departamental de Santander se institucionalizó la conmemoración de la Batalla del Pienta y se instauró como fiesta regional; sin embargo, esta disposición es aún desconocida para muchos santandereanos. Finalmente, llama la atención el hecho de que este suceso ha sido materia de investigación de algunos escritores académicos, pero hay quizás muchos más productos audiovisuales, teatrales, literarios y artísticos construidos con la esperanza de guardar la memoria y legitimar estos sucesos históricos.

Véase también

Proyecto:Bicentenario

Referencias

  1. Sin embargo, en dicho documento solo figura la partida de defunción de tres personas, casi quince días después de ocurridos los hechos, de acuerdo al testimonio del sacerdote Gerardo González para el documental “Batalla de Charal. También fuimos héroes”, de la serie Viajeros del Tiempo del Ministerio de Cultura.

Bibliografía

  • CADENA ORTIZ, LUIS EDUARDO. La batalla del Pienta. Biblos editores, 2015.
  • CANO AMAYA, EDGAR. En nombre de la Libertad. Charalá: La batalla del 4 de agosto de 1819, Testimonio de un sobreviviente. 2008.
  • Quijano, Jorge Eliécer, “Una batalla que no se puede olvidar”, en Cronistas de la tarde, Sic Editorial, 2019.

Enlaces externos

  • Batalla de Charalá. También fuimos héroesTipo de contenido: Audiovisual; Fecha de realización: 2010: No catalogación: AU-A-02471; Título de serie: Viajes a la memoria. Realizadores: Jorge Silva Velandia, Ministerio de Cultura de Colombia, Caracol Televisión.
  • La Batalla del PientaPor Óscar Humberto Gómez Gómez, miembro correspondiente de la Academia de Historia de Santander. Publicado el 4 de agosto de 2014.